Make your own free website on Tripod.com








El Aleph
Creaciones del Taller













Inicio

La Historia | Recursos Literarios | Narrativa | Poesía | Fotografías | Creaciones del Taller | El Cómic | Biobibliografía





Lee algunos de los trabajos creados en el Taller




























figura4.gif

La cita
 
Anahí Rodríguez
 
Apresuró el paso. No quería llegar tarde.
Su rostro enmarcaba ojeras y un gesto de fatiga que adivinaba una noche anterior no del todo buena.
Felipe era joven: 22 años. Pero había algo en él. Aparentaba ser mayor. Quizá noches de desvelo por cuidar a un pariente enfermo. Tal vez las juergas o simplemente proyectaba ese aspecto por su cabello a medio crecer y sin ninguna forma, por su ropa desteñida, pasada de moda, por esos toscos y empolvados zapatos.
Nadie sabe qué alteraba su edad, pero lo que más dejó lugar a dudas fue su extraño comportamiento: no hablaba con nadie.
Esa mañana, nadie supo adónde se dirigía.
¿Por qué llevaba tanta prisa?
A todo mundo le llamó la atención su rapidez al caminar, todo lo contrario a su ritmo habitual, lento y pausado.
Quienes vieron su expresión no pueden olvidarla. Aunque hay quien dice que reflejaba miedo, otros que el valor era él. Algunos lo vieron nervioso. Otros lo notaron seguro. Yo no sé si su rostro reflejaba todo junto, pero eso sí, quien lo vio pasar jamás lo vio regresar.
Felipe tenía una cita en el barranco, único testigo de su amarga verdad.

figura3.gif




































caballo.gif

El Veterinario
 
Abraham Sánchez
 
El deseo de la niña por cabalgar su caballo, bajoi una luna llena, no podía esperar.
Ya nunca podrás lucir tu capa roja por las praderas, corriendo contra corriente le dijo el veterinario, sin disimular una risa burlona al pie de la cama de la pequeña.
Mañana será otro día, y mienrtas haya sol yo montaré mi caballo fue la contestación.
El veterinario no perdió su postura frente a la niña. antes de contestarle, guiñó el ojo izquierdo y acarició su maletín de piel negra.
Nunca podrás hacerlo, ayer le amputé las patas.




























¿A poco no te sientes como pez en el agua?

pecera.gif